Últimas Noticias...

Nuestra Juventud Se Desangra.|

Por: Eduardo A. Reyes Vargas

Parece que el ser humano a través de hechos repetitivos suele adaptarse aunque los mismos signifique la muerte.

Panamá post-invasión ha sido sometido con altas y bajas al creciente crimen organizado que usa entre otros instrumentos a las pandillas para llevar a cabo sus propósitos.

La muerte ha perdido valor y  crece la indolencia salvo para los afectados por las muertes de sus seres queridos.

Múltiples son las causas que conducen a nuestra juventud a delinquir y entregar su vida a temprana edad.

Psicólogos, sociólogos y otras profesiones asociadas al devenir social y económico producen abundantes  informaciones sobre esta situación. Todo queda allí.

El tráfico de droga y su uso ha permeado a todo el país.

Creo no hay Distrito, Corregimiento o Regimiento donde no  se consume.

Panamá pre invasión tenía más controlado la entrega de droga a nuestro terruño.

Lo sé pues post invasión dialogue por casi tres horas con un Ex Coronel de las Fuerzas de Defensa que me explico cómo impedían su entrada y como colaboran contra ese  tránsito de la misma.  Hoy ya falleció. Para algunos su versión puede ser veraz  o no.

Independiente  de su testimonio es evidente que la droga ilícita abunda en nuestra nación.

Sus efectos nocivos no discriminan clase social, económica o política.

Las luchas entre pandillas que se intensifican cada día también lo demuestran

Algunas autoridades de la seguridad pública han declarado que desarrollan  operaciones conjuntas  con otros  países para que la droga no penetre el país y así mermar las finanzas de las pandillas.

Por ahora no es exitoso lo dicho.

Como médico que debe preservar la vida y ciudadano preocupado, pues hoy día cualquiera de nosotros puede ser víctimas de las balaceras ya conocidas, me crecen interrogantes en torno a nuestra seguridad publica

¿Cómo es posible que esas autoridades conozcan cifras y nombres de las diferentes pandillas y solo hacen redadas que todo indica son inútiles?

¿Ha penetrado en forma muy intensa el narcotráfico a diferentes estamentos de nuestra seguridad nacional?

¿Es el confort excesivo y seguridad personal  de algunos de estas autoridades  los que lo ha llevado al desdén?

Realmente lo que ocurre es muy preocupante y angustioso.

Nuestros jóvenes pobres están muriendo. No hay otra clase social afectada, salvo sea víctima inocente de estas guerras.

¿Está Panamá atravesando una indefensión  como muchos países del área?

¿Somos ya un estado fallido?

¿Esa es la democracia prometida como excusa para  una invasión absurda?

¿Qué opinión y  esfuerzos  realizan los que  pidieron la intervención  en sus encuentros con autoridades de USA para evitar este caos que hoy vivimos?

Los muertos pre, dentro de la invasión  y después de ella, han sido de  la clases pobre hábilmente manipuladas por los farsantes históricos en este país.

¿Seguiremos aceptando este derramamiento de sangre de nuestros jóvenes, independiente de que su conducta delictiva ha sido provocada por los mismos que hoy se benefician de esta situación tan lamentable??

Esa juventud que antes se desangraba por altos valores patrióticos hoy desaparece por el delito internacional

Las enfermedades colectivas que nos hunden cada día solo tienen los nombres  de indolencia y gran temor ciudadano.

7 Hay varios Likes:) Gracias...

Califica el Post...

User Rating: 4.12 ( 4 votes)
Compartir

Sobre El Periódico

El Periódico de Panamá. Revista de Análisis, Político, Económico, Social y Cultural.

Ver Artículo

EN TORNO A GABINETES MINISTERIALES, ALIANZAS Y OTROS MENESTERES DEL ARTE DE GOBERNAR.

Por Ramiro Guerra M. Abogados y cientista político. Observo experiencias de otros países y llama …

Deja una respuesta