Últimas Noticias...

En defensa de la democracia panameña.|

Por: Rafael Ruiloba

Hay un zaperoco entre los defensores de la democracia panameña, los unos, quieren mantener los privilegios de la democracia basura, y los otros también.  Pero lo único logrado con rasgarse las vestiduras es el ridículo público, cuando magistrados del benemérito Tribunal Electoral, en una aparatosa indignación virtuosa, quieren imponer su democracia basura a la Asamblea de Diputados electos por los intríngulis de esta democracia basura, y harán lo que les dé la gana para que en las próximas elecciones no asusten al patricio Benicio Robinson, ni algunos candidatos sean  sorprendidos en su buena fe con carteles publicitarios señalando presunta corrupción o campañas en redes sociales señalando cosas que obligarán a la Corte a declararlas presuntas. No dicen que los partidos políticos no deben comprar votos o algo parecido.

Pero, ¿Cuál democracia defienden? Podría preguntarse algún teórico de la conspiración, si consideramos la noción de democracia electoral como la delegación del poder mediante elecciones de la mayoría ciudadana a un gobierno elegido por la mayoría de los electores. No consideramos aquí la noción de democracia social o la democracia sustentada en un estado de derecho.  Aquí lo que tenemos es un Estado de derecha. Solo consideramos la democracia electoral. En este sentido la democracia electoral en Panamá no existe porque en nuestro sistema no contempla la segunda vuelta electoral que posibilite la elección mayoritaria del candidato presidencial, obteniendo así la legitimidad de la mayoría social.

Esto no ocurre así. Gana la presidencia quien obtenga la mayoría en la primera vuelta. Pongamos por ejemplo un 25 %.  El 75 % restante está en contra.  No importa el porcentaje.  Se gana con 15 % teniendo un 85 % de oposición fuera de la mayoría, 20% con el 80 % por fuera de la mayoría, 25% con el 75 % fuera de la mayoría. Por tanto, en Panamá, no hay democracia electoral. Eso que defiende el Tribunal Electoral es basura ideológica para defender la democracia oligárquica.

Esto condiciona la política. Como se gana con minoría, debe haber un gobierno fuerte por lo que ese poder minoritario necesita un dictadorzuelo durante todo el periodo. En este contexto surgen partidos y movimientos aliados para dividir al electorado. Los grandes partidos, los que ganan con menos del 25% PRD, arnulfistas, CD, partidos satélites del CD y del PRD  tienen partidos aliados y movimientos satélites de esos partidos dedicados a dividir al electorado. ¿Cuál es la consecuencia? La creación de alianzas sobre la base del reparto del poder. De esta manera se gobierna para la minoría porque la minoría decide. Para los aliados que sustentan esa minoría por eso se crea una burocracia ineficaz para garantizar espacios de poder para esa minoría.

Todos los gobiernos empiezan con más del 70 % de la población en contra. Cuál es la democracia defendida por el tribunal electoral. Deben estar aterrorizados con la palabra “segunda vuelta” Así que vuelvan al redil y denle porras a la comisión de gobierno cuando le haga los mandados a Benicio Robinson.

0 No hay Likes:(

Califica el Post...

User Rating: 2.16 ( 2 votes)
Compartir

Sobre El Periódico

El Periódico de Panamá. Revista de Análisis, Político, Económico, Social y Cultural.

Ver Artículo

La Falta De Un Enfoque Programatico Y Estrategico, Por Parte De El Movimiento Social Democrático Y Popular.      

Ramiro Guerra M.                  Abogado y cientista político.       No conozco de la existencia de un enfoque …

Deja una respuesta