Últimas Noticias...

PRD y Solidaridad pretenden entregar Panamá

Victoriano Rodríguez Santos

 

La historia de Panamá cambia de acuerdo a quien la cuente. Igual pudieran ser los principios, honestidad y dignidad -si es que los políticos tienen-.

Cada partido político, con candidato a la Presidencia, pareciera haberse repartido en 2 o 3 fracciones, pero el PRD, por excelencia, está dividido en cinco (5).

¿Cómo así? Pregunta el Hijo de Juana (la cocinera). El Maestro le responde; querido saltamontes. “Una parte es de Gaby Carrizo, otra de Martin Torrijos, la otra de Ricardo Lombana, la otra de Zulay Rodríguez y la otra parte los que apoyan a la candidata independiente Maribel Gordón. Es como un triángulo de cinco puntas –geométricamente hablando- o una macarronada de tuna -como buen cocinero-.”

¿A qué se debe eso? Insiste el Hijo de Juana. Mi querido Saltamontes –responde el Maestro con mucha tranquilidad-  “Cuando los ideales se arropan con mentiras o en busca de riquezas, es porque no hay conciencia cívica ciudadana, razonamiento humanista, honestidad, equidad y mucho menos dignidad.

Entonces riposta el Hijo de Juana y pregunta: ¿en el caso del «glorioso», pareciera que para muchos, el Torrijismo quedó en el olvido –Maestro? ¿Quedaría perdido en el  cerro donde cayó la avioneta? ¿Por eso recuerdan a Omar sólo para las elecciones? Así es mi querido Saltamontes –responde el Maestro.

Muchos de los que dicen seguir sus principios, los han cambiado. Generalmente por dinero, engañando a sus seguidores, pero ellos mismos si saben el destino que quieren para sus hijos, no para los hijos de la Patria.

Muchos dicen ser Torrijistas, pero antepongan los intereses de la Patria por monedas, reales, cuaras, dólares o cuentas bancarias. Perdieron la dignidad, si es que alguna vez la tuvieron.

Entregan nuestro territorio a empresas y hasta a gobiernos extranjeros. La privatización de Cítricos de Chiriquí, IRHE e Intel, dan muestra de algunas privatizaciones y poco a poco vienen privatizando el IDAAN. Panamá Port, es otro ejemplo de entrega y lo peor la continuidad de ese contrato.

Ahora el gobierno se perfila con un mamotreto denominado contrato con Minera Panamá, comparando este adefesio con un documento inconstitucional. Un parto prematuro, sin vida. En el caso del contrato de 1997, sin vida legal.

Es como comparar la vida y salud de un niño de cualquier edad, con un nacimiento sin vida y determinar que el niño vivo tiene y recibirá más beneficios que aquel que nació muerto. Vaya tipo de profesionales y negociadores. ¿Serán parte de la estrella del gobierno o serán de los que requieren apoco económico del IFARHU?

Qué parte de los ideales Torrijistas les hace entregar nuestro territorio y soberanía a una empresa que responde a accionistas de gobiernos extranjeros, situación que viola nuestra Constitución Política, en su artículo 285.

Artículo 285. “Ningún gobierno extranjero ni entidad o institución oficial o semioficial extranjera podrán adquirir el dominio sobre ninguna parte del territorio nacional, salvo cuando se trate de las sedes de embajadas de conformidad con lo que disponga la Ley.”

Ningún enclave otorga beneficio a ningún país, por el contrario, se los apropia. Salimos del enclave con en la mal llamada Zona del Canal, con muertos, presos y lisiados, para entrar en otro en peores condiciones.

Al igual que lo hizo Buneau Varilla, aquel extranjero que firmo contra Panamá, ahora posibles apátridas pretenden hacerlo. La diferencia es que éstos, los actuales negociadores y quienes gobiernan dicen ser panameños, porque nacieron en Panamá.

Tienen extremada urgencia en hacer oficial un mamotreto que nadie con formación y conciencia nacionalista, de escuela secundaria, estaría dispuesto a aceptar. No quieren que la población participe y que estudie ese cachivache, mientras se gastan millones de dólares en publicidad engañosa, pero para ellos no hay castigo.

Omar Torrijos, a pesar de ser militar, no actúo a espaldas del pueblo, nos orientó y con conciencia nacionalista accionó la consulta ciudadana o popular para ratificar los tratados Torrijos/Carter, a diferencia del actual gobierno que pretende imponernos la entrega del país, mediante un contrato leonino, peor, mucho peor que el tratado Hay/Bunau Varilla.

¿Por qué éste gobierno y posiblemente también los diputados pretendan imponernos injerencia extranjera como si no tuviéramos voluntad, conciencia ni saber discernir? ¿Por qué no se hace una consulta mediante el voto popular para aceptar o rechazar la entrega de Patria, en ese contrato con Minera Panamá?

Con mezquinos intereses presionan, quien sabe bajo que argucias, para entregar el país sin que la población tenga conciencia del adefesio al cual muchos dirigentes del PRD y Solidaridad, bien nombrados, empujan ese mamotreto. Qué lástima, nos crean ignorantes. El Padre Celestial tenga piedad de sus almas. Dios te salve, Panamá.

Ciudadano humanista y patriota.

8 Hay varios Likes:) Gracias...

califica

User Rating: 4.03 ( 6 votes)
Compartir

Sobre El Periódico

El Periódico de Panamá. Revista de Análisis, Político, Económico, Social y Cultural.

Ver Artículo

El gobierno está como el que camina sobre terreno movedizo. Entre más camina más se hunde.

A propósito del proyecto de ley que reforma la ley 6 de 1997, del sector …

Deja una respuesta