Últimas Noticias...

¿Cerrarán el Hospital Susana Jones Cano? Parte 3

Victoriano Rodríguez Santos

 

La preocupación de la ciudadanía debe centrarse en su calidad de vida y el futuro incierto que nos ofrece el gobierno, de mantener hospitales y policlínicas sin medicamentos e insumos necesarios -tanto para la atención del paciente como para su tratamiento-.

No nos hemos preocupado que en algunas instalaciones de la Caja de Seguro Social (CSS) pareciera haber menos personal. Se escucha que fueron trasladados para el Hospital de la Salud. La pregunta obligatoria es: ¿Quién atenderá ahora a los pacientes o dará el servicio, en reemplazo del personal trasladado?

El Hospital de la Salud es inmenso. ¿Qué sucederá cuando no puedan cubrir la necesidad de personal? ¿Cerrarán todas las instalaciones (hospitales y policlínicas) y el paciente tendrá que desplazarse hasta el Hospital de la Salud?

Como pacientes nos es imposible detectar o determinar la carencia de medicamentos e insumos de que adolecen médicos, enfermeras o personal de policlínicas o centros hospitalarios. Algunas veces, este personal, tiene que hacer colectas para comprar alcohol, gasa y otros productos necesarios y obligatorios para una mejor atención del paciente. ¿Dónde están estos insumos o donde se usa el recurso asignado a esos menesteres?

Los panameños somos indiferentes a las cosas que pensamos no nos afectan, pero nos lamentarnos cuando ya es tarde. Solo hay que acercarse a algunos hospitales o policlínicas y observar el edificio por fuera, entrar y mirar el cielo raso, paredes, piso, inclusive los sanitarios, ahí tendrás la imagen de lo que no nos gustaría ver, mucho menos tener en una institución de salud.

Muchas veces la estructura requiere de limpieza con una hidrolavadora – existente en algunos hospitales-, igual que escaleras eléctricas o a motor. Pareciera evidente entonces la falta de creatividad administrativa.

Obviamente, como sólo visitamos el hospital o policlínica cuando enfermamos, no es el momento de observar la falta de mantenimiento de la estructura, aún cuando sea perfectamente visible.

Así funciona nuestro gobierno. El poco importa del ciudadano conlleva a que se otorgaran más de 220 millones de dólares para la “descentralización paralela”, donde se desconoce y quizás nunca se sabrá el uso y destino de la mayor cantidad de los fondos. Igualmente a la Asamblea se le aumentaron más de 14 millones de dólares, presuntamente para politiquería, pero para al Hospital Oncológico, que ofrece medicina y salud, hubo que hacer mitin para que pudieran aprobarle a regañadientes, ocho (8) millones de dólares.

Hay investigaciones que no son ni serán, porque al igual, la es justicia selectiva, las investigaciones o auditorias son subrepticias. Valga recordar las más de 19,000 dosis de fentanilo que presuntamente se perdieron de la CSS, cuyo destino final quizás jamás se sabrá y ¿quién investiga al director de la CSS sobre el tema?

¿Habrá entrado el fentanilo a los depósitos de la CSS? Es decir: ¿habrán entregado las ampollas al almacén o solamente llevaron los documentos para la firma de recibido? Algo no cuadra, pero ¿quiénes están detrás del fentanilo?

Volviendo al tema de posible cierre del Hospital Susana Jones Cano, es obligatorio que el director de la CSS se pronuncie y desmienta esta bolita, de no hacerlo pudiera estarse cocinando algo grande en el gran fogón y como siempre la comunidad se vería perjudicada. Dios te salve, Panamá.

 

Ciudadano humanista y honesto.

4 Hay varios Likes:) Gracias...

califica

User Rating: 2.77 ( 4 votes)
Compartir

Sobre El Periódico

El Periódico de Panamá. Revista de Análisis, Político, Económico, Social y Cultural.

Ver Artículo

El gabinete que ha constituido Mulino, está lejos de ser un gobierno de unidad nacional.

El Fenómeno Político Que Se Vivió Y Se Vive En Nuestro País, No Es Nuevo …

Deja una respuesta