Últimas Noticias...

Gesta de Chicago de 1886: antecedentes y objetivos de lucha.|

“Lo acontecido hace 136 años fortaleció la lucha de los trabajadores hasta lograr conquistar las ocho horas y una mejor situación laboral”


Por: Jaime Flores Cedeño

Dirigentes obreros ahorcados en Chicago hace 136 años, por pedir las ocho horas laborales que hoy nosotros disfrutamos. Con ellos murieron decenas de obreros un día como hoy.

Hace 136 años, el 1 de mayo de 1886, se produjo en los EE. UU. una protesta nacional por la justa reivindicación de las ocho horas de trabajo. Esta decisión fue adoptada dos años antes en Chicago, durante el IV Congreso de la Federación Norteamericana del Trabajo.

Esa fecha se escogió por ser el plazo nacional establecido para la renovación de los contratos colectivos de trabajo, por ende, no fue algo al azar. Ello indica que los hechos que se dieron aquel esperado día, particularmente, en Chicago, estaban previstos por los dueños de los medios de producción, los cuales ignoraron el llamado a huelga de los trabajadores.

La Gesta fue el desenlace de algo más de ocho décadas de explotación laboral sostenida por parte del capital industrial y comercial en contra de los trabajadores. La burguesía se había enriquecido, como sucede hoy, a costa de los bajos salarios y la precariedad del proletariado, que incluía mano de obra de niños y mujeres, que debían trabajar de 12 a 16 horas diarias, sin mayores derechos.

Esta situación obligaba a los trabajadores a vivir en un estado de miseria familiar que rayaba en lo inhumano. Ante tales eventos, no quedaba otro camino que la organización, los llamados de unidad y la protesta, con el fin de enfrentar la voracidad capitalista, que solo pensaba en su felicidad material. Ejemplo de lo anotado fue la huelga de 1827, dirigida por trabajadores gráficos, vidrieros y albañiles, que exigían reducir las horas de trabajo. En 1832, los trabajadores de Boston hicieron otra huelga con similares objetivos. Las protestas en todo el país eran algo constante, lo que contribuyó a forjar la conciencia de clase de los trabajadores y su espíritu de lucha.

Una fecha importante en este camino aconteció en 1867, al fundarse el Partido Nacional Obrero, que contrarrestaba la partidocracia sucesiva de los EE. UU., donde solo dos partidos pertenecientes a la élite industrial se turnaban en el poder y ejercían un Gobierno plutocrático.

Las manifestaciones públicas de los trabajadores a favor de sus derechos se hacían por medio de paros, huelgas y mítines. Casi siempre estas acciones eran perturbadas por la policía que venía a ser el brazo represivo de la burguesía desde el aparato del Estado. Una de esas grandes incursiones policiales se llevó a cabo en 1877, a raíz de una huelga de trabajadores del ferrocarril, en aquella ocasión cayeron ultimados obreros en Maryland, Pittsburgh y Saint Louis.

Este escenario de violencia institucional que se vivía en los EE. UU., no era diferente al que acontecía en Inglaterra, Prusia, Italia y Francia, donde miles de trabajadores cayeron defendiendo sus derechos, tal fue el caso de las masacres de 1848 durante la “Primavera de los pueblos” y “La Comuna de París de 1871”.

Los ataques a los trabajadores se orquestaban también por grupos paramilitares pagados por la propia burguesía. El objetivo de estas bandas al margen de la ley iba dirigido a quebrar huelgas por medio de intimidaciones y hacer desaparecer a trabajadores. La historia recuerda a la famosa banda de asesinos denominada “Los Pinkerton”, que llevaban a cabo estas tareas.

Estos antecedentes, los cuales hemos resumido, constituyeron el largo camino por la conquista de los derechos laborales de los trabajadores y que tuvo su punto más álgido aquel 1 de mayo de 1886. Ese día el país insignia del capitalismo se estremeció con más de cinco mil huelgas, donde participaron algo más de 350 000 trabajadores. Chicago, fue el epicentro de las mayores protestas por su condición industrial, allí, la burguesía no iba a dar su brazo a torcer. La policía reprimió con todo su arsenal a los manifestantes, lo que produjo incontables muertos y heridos.

La represión en los días sucesivos se hizo más agresiva, aumentando la cifra de obreros caídos. Finalmente, la policía logró tomar el control, esto llevó a una cacería sistemática de dirigentes que fueron arrestados, torturados y ahorcados bajo falsos cargos.

Lo acontecido hace 136 años fortaleció la lucha de los trabajadores hasta lograr conquistar las ocho horas y una mejor situación laboral. El ejemplo dado por los obreros de los EE. UU., en especial, los de Chicago, fue motivo para que, en 1889, la Segunda Internacional declarara el 1 de Mayo como el “Día del Trabajador”, fecha que se ha mantenido hasta el presente y que conmemora la valentía de héroes y mártires que arriesgaron sus vidas por hacer valer sus derechos.

Abogado – historiador.

4 Hay varios Likes:) Gracias...

Califica el post...

User Rating: 3.01 ( 6 votes)
Compartir

Sobre El Periódico

El Periódico de Panamá. Revista de Análisis, Político, Económico, Social y Cultural.

Ver Artículo

Un paso más.|

  Por: Eduardo A. Reyes Vargas   Gobierno Abierto es aquel que promueve la transparencia a …

Deja una respuesta