Últimas Noticias...

El pensamiento jurídico y la filosofía.

El positivismo puro ha sido superado. La famosa pirámide del maestro Hans Kelsen, deviene insuficiente para absolver y dirimir situaciones que pasan al terreno de lo conflicto.

Por Ramiro Guerra M

Abogado, escritor y cientista político.

Adolfo Alvarado Velloso

Tuve la fortuna de tener acceso a los estudios de maestría y doctorado de mi hermano Silvio Guerra M. Él estudió en la universidad del Rosario Argentina. Tuvo como mentor a grandes maestros como Adolfo Alvarado Velloso y otros grandes del derecho. Yo no estuve presencial, pero mi hermano, siempre me hacía entrega del material de tales estudios y conocimientos.

Por cuenta propia, me aboqué al estudio de otros grandes juristas doctrinantes, que se alejan del formalismo normológico de Kelsen.

Bidar Campos, Golsdesmith, el trialaterismo jurídico, Herbert Hard, Dorking, la democracia deliberativa, Pavony, el derecho usando la metáfora de derivación de dogmas derivados del monte de Sinaí, el italiano Cerroni, Federico Engels, el jurista y su recurrencia al apriorismo subjetivo.

En el medio abogadil, muy poco se hace gala de vuelo teórico. Bien nos decía otro grande, el Dr. Secundino Torres Gudiño, la facultad les entrega un título, pero los estudios continúan. No paren.

Por qué traigo a colación, a propósitos del tema de la situación que enfrenta el abogado José Raúl Molino, leo diversas tesis, en dirección a sostener la inconstitucionalidad de su designación como candidato a la presidencia. Sobre todo, la del maestro Dr. Carlos Bolívar Pedreschi. Un análisis de constitucionalismo petrificado. Traspala elementos metajurídos que hoy no ayudan a comprender el tema constitucional. Lo que denomino un dogmatismo que se quedó en, una especie de absolutismo normativo. Me asombra observar colegas que desconocen la figura de lo que implica el fenómeno de la integración del derecho.

Hoy hay que saber, que más allá de la pirámide de Kelsen, existe la norma general del conocimiento jurídico que, desarrolla Hart, uno de los padres del juspositivismo. Aplicable para desatar conflictos.

Cuando existen vacíos en los cuerpos normativos, resulta legítimo apelar a estos recursos y son completamente legítimos.

Pierde altura la exposición del maestro Pedreschi, cuando afirma que, los abogados que defienden la no constitucionalidad de lo actuado por el tribunal electoral, estamos apoyando al expresidente Martinelli y hasta cierto grado ponemos en peligro la democracia y peor si la corte Suprema falla que no es inconstitucional. Con este razonamiento el debate jurídico pierde altura y si sitúa en el escenario de lo mata jurídico.

Me aliciente que el ex magistrado Molino, haya entrado al ruedo con su postura de la no inconstitucionalidad por lo actuado por el tribunal electoral.

Pero bueno, lo que se dice, un fallo tribunalicio, tiene el poder de derivar un edificio de teoría y conocimientos.

Ruego, que la Corte suprema, no quede contaminada por ese fenómeno trágico de la judicialización de la política. Dejemos que el soberano decida.

Dios bendiga a la patria.

6 Hay varios Likes:) Gracias...

califica

User Rating: 4.07 ( 2 votes)
Compartir

Sobre El Periódico

El Periódico de Panamá. Revista de Análisis, Político, Económico, Social y Cultural.

Ver Artículo

66 Años De La Gloriosa Gesta De Mayo De 1958

Por. Jaime Flores Cedeño Profesor de Filosofía e Historia- Abogado El 19 de mayo de …

Deja una respuesta