Últimas Noticias...

El país de los desatendidos y las políticas asistencialistas.|

Por: Ramiro Guerra M. Abogado y Cientista Político.             

La pregunta que me hago a diario ¿cómo se han despilfarrado millonarias sumas, otras saqueadas del estado y que son del pueblo, multimillonario endeudamiento y seguimos siendo uno de los países de peor desigualdad en la región?

Como se explica lo anterior. Y como decía un famoso comediante, «y que siga el fiesto». ¿En qué han fallado los gobernantes y los políticos, igual la clase empresarial? Por los recursos e ingresos que ha tenido la nación, deberíamos ser un país, caminando por la senda del desarrollo. Y no es así. No me conformo con la propaganda mediática de la danza de millones, que se dice que se le entrega al pueblo. Hasta la saciedad se ha dicho, que las políticas asistencialistas, no sacan a nadie del círculo de la pobreza. No por casualidad, las políticas asistencialistas se fraguaron en organismos como el BID y el Banco Mundial.

El enfoque toalla, es eso; genera una alegría pasajera. Un estado, un gobierno, que se alardea, que vamos rumbo a superar las fronteras y barreras de la pobreza y la desigualdad, a otro con ese cuento.

Lo he escrito, nuestro gobierno ha sido reacio, a entender, que se requiere una reorientación del modelo, de tal suerte, de quebrar o romper ese síndrome del cuello de botella; es decir, solo una minoría lo cruza y el resto de la población queda rezagada en el inframundo de la desigualdad e inequidad.

En la ciencia política, los análisis de prognosis (concepto extraído de la ciencia médica), nos permite adelantarnos a situaciones problemas y conflictos. Ese es el real y verdadero sentido de una planificación y de proyecciones. No se puede estar sorteando temas y problemas, previsibles, reduciendo todo a comisiones. (táctica del dale larga). Se pierde tiempo y el pueblo pasando el calvario. La estrategia del poder, no desairar a los sectores hegemónicos; son el clan de los intocables. Con ellos no hay que meterse y esa ha sido la tónica en todos los gobiernos. Muy lejos de lo que fue la gestión de Omar Torrijos.

No hay que ser ingenuo, el poder real en este país, lo constituyen esos grupos de poder. Lectores míos, en los procesos electorales, juegan a todos; es decir ganar y ganar, independiente quien sea elegido para sentarse en la silla presidencial.

En lo inmediato o mediato, no veo salida a esta tragedia. Es duro decirlo, acaso la sociedad panameña, el pueblo añora la salida hacia un poder tipo mesiánico que ponga orden y le devuelva el protagonismo a los de abajo. Bueno, las crisis suelen a veces producir sus soluciones, no siempre democráticas. En estos nos hemos llevado grandes fiascos.

Es obvio, en nuestro medio, el gran ausente en la toma de decisiones es el pueblo, la ciudadanía. Aquí reside nuestra gran tragedia y poca esperanzas. ¿Será siempre así?  Que opinan amigos lectores.

1 Hay un solo Like:(

Califica el post...

User Rating: 5 ( 1 votes)
Compartir

Sobre El Periódico

El Periódico de Panamá. Revista de Análisis, Político, Económico, Social y Cultural.

Ver Artículo

El ser menstrual.|

  Por: Luis Carlos Guerra Abogado, Locutor, Politólogo.   Menstruar es evacuar el menstruo, este …

Deja una respuesta