Últimas Noticias...

La Hogaza de Pan.|

A un año del caso de los Albergues


Por: Pedro Luis Prados S. (In Memorian)

Muchos historiadores amantes de los personalismos, de la lucha de clases, de los ciclos históricos, atribuyen a los discursos de Diderot, a los incendiarios textos de Voltaire , a las reflexiones de Rousseau y a la intransigencia de la Montaña el haber lanzado el petardo que prendió la yesca de la Revolución Francesa
El cúmulo de abusos y excesos prendió la chispa revolucionaria cuando el Ministro de Hacienda, Jacques Necker, impuso un nuevo tributo a la harina, producto de primera necesidad para los franceses. Los parisinos se lanzaron a la calle a saquear bodegas y panaderías. El envío de las tropas de Lafayette a reprimir la muchedumbre fue contraproducente, los que no desertaron se unieron a los alzados. Ya al atardecer se tomaron La Bastilla y liberaron los presos.
No fue el gran cuerpo ideológico de la Ilustración, fue una proletaria hogaza de pan.

A mi me parece muy bien toda la campaña de inspección y auditoria, propuestas de actualización legal y la actitud beligerante y radical de la ciudadanía por el maltrato y abuso de niños y adolescentes.
Pero quiero saber cuándo salimos a exigir de verdad transparencia y auditoría de los fondos millonarios despilfarrados por la Asamblea Nacional, protestar a viva voz y lanza en ristre contra el maltrato y abuso de diputados y funcionarios corruptos a una ciudadanía cuyo único pecado es haber depositado su voto de confianza en ellos y exigir al gobierno nacional políticas coherentes y racionales para atender las necesidades de un país que se hunde aceleradamente en aguas insondables como el Titanic.

El «caso albergues» no es casual ni aislado, es una arista más de un entramado viral putrefacto que corroe desde hace décadas la sociedad panameña. Es una expresión dolorosa de los niveles de degradación de gobiernos que esgrimiendo la bandera de la Democracia y el Estandarte de Estado de Derecho han utilizado a ese maltrecho Estado para saciarse hasta el hartazgo de sus bienes y de la confianza ciudadana.

Defendamos la niñez y a la juventud. Pero defendamos también a los 4.5 millones de panameños de esa lacra institucionalizada por un sistema de partidocracia inoperante y corrupto.
Que los discursos fáciles, promisorios y cargados de cinismo no adormezcan una vez mas esa chispa de reconocimiento colectivo y la verticalidad de la ciudadanía de un país que lo único que pide es: ¡Respeto!

6 Hay varios Likes:) Gracias...

Califica el post...

User Rating: 4.67 ( 3 votes)
Compartir

Sobre El Periódico

El Periódico de Panamá. Revista de Análisis, Político, Económico, Social y Cultural.

Ver Artículo

Emergencia Educativa

Anayansi Turner abogada y docente universitaria La emergencia educativa que se vive en Panamá y …

Deja una respuesta